El Día de la Usabilidad del 2019 ha llegado, y qué mejor día que hoy para recordar a las empresas la importancia que tiene la usabilidad en el diseño de una web.

¿Qué es la usabilidad web?

Empecemos con lo principal, ¿qué es y por qué es tan importante? La usabilidad web busca crear un diseño web que ofrezca una buena experiencia al usuario, centrándose en que sea: cómodo, fácil, rápido e intuitivo. Y ¿por qué es importante? Sigue leyendo para descubrirlo.

Lectura recomendada:  Big data: presente y futuro

¿Por qué es importante la usabilidad web?

La experiencia del usuario con el producto debería ser una de las prioridades para cualquier empresa y la usabilidad web es uno de los puntos a tener en cuenta.

  • Incremento en el número de ventas gracias a un buen diseño. Un buen ejemplo es Amazon, un gran ejemplo de usabilidad web y de las ventajas que puede aportar a una empresa.
  • Ahorro en tiempo y dinero en el desarrollo de la web, un diseño web usable es mucho menos costoso y al haber menos incidencias también se ahorra en tiempo. Además, la web necesitará menos mantenimiento, no habrá necesidad de tantas correcciones o mejoras. Aunque nunca debemos olvidar que es importante tener una web actualizada.
  • Fidelización de clientes, si tienen una buena experiencia en la web, no dudarán en repetir. Es más, aumentan las posibilidades de que estos clientes recomienden la web a otros potenciales clientes.
  • Aumentar el tráfico y disminuir el porcentaje de rebote.
Usabilidad

Usabilidad

Claves para un buen diseño web

Ahora que ya conocemos porque es importante tener una web intuitiva y rápida, vamos a ver cómo podemos crear un buen diseño de la web. Tenemos que partir de una idea: es una web para el usuario, por lo que debemos saber quién es y qué necesita. Si conoces al usuario, podrás crear un diseño acorde a lo que necesita.

  • Contenidos ordenados y estructurados, los contenidos son una parte muy importante de una web y debe estar bien estudiado y definido para que atraiga al usuario y sea lo más intuitivo posible.
  • Tiempo. Debemos tener en cuenta que nuestros usuarios no tienen tiempo y tenemos que hacer un diseño que se ajuste a esta necesidad de tenerlo rápido y fácil. Aquí juegan dos factores: el tiempo de carga de una página y el número de clics para llegar al objetivo.
  • Responsive design. El diseño web debería estar adaptado a todo tipo de dispositivos, no es lo mismo visualizarlo en un móvil que en un ordenador. Además, la mayoría de visualizaciones de una web acostumbran a ser vía móvil, por lo tanto vale la pena dedicarle tiempo a la usabilidad web en dispositivos móviles.
  • El diseño debe ser simple, claro y sintetizado. La información tiene que ser clara y directa, si el contenido lo es, el diseño tiene que ir acorde a eso. Y tiene que ser coherente en todas las distintas páginas de la web.
  • Contenido fácil de leer y muy visual (imágenes, gráficos, vídeos, infografía…).
Lectura recomendada:  'Internet of Things': Las casas del futuro

Errores típicos que pueden evitarse

Hay errores muy típicos que cometen las empresas a la hora de diseñar la web:

  • No tener un diseño coherente y consistente en todas las páginas de la web.
  • Diseñar según la empresa y no tener en cuenta al usuario.
  • Una web mal estructurada, donde la información no esté bien organizada, no se encuentre el botón de inicio…
  • Enlaces rotos, esto hará que el usuario tenga una mala experiencia.
  • Herramientas de búsqueda interna poco claros.
  • No usar correctamente las etiquetas H1, H2, H3…
  • URLs no amigable, es decir, con caracteres extraños. Ejemplo de URL amigable: https://housfy.com/

Ahora que ya tenemos claro cómo implementar la usabilidad web a nuestro diseño, toca ponerlo en práctica y qué mejor día que el de la Usabilidad Web para empezar con las mejoras. Podemos asegurarte que con unos mínimos cambios ya empezarás a notar sus ventajas.

Si te parece interesante, ¡compártelo! 👍