Durante los años 2001 al 2012 se firmaron muchas hipotecas con la cláusula suelo. El problema era que los afectados no eran conscientes de que estaba en el contrato y se trataba de una cláusula abusiva y muy ambigua. A raíz de esta situación, empezó a reclamarse la devolución cláusula suelo. Hoy os explicaremos todo lo que necesitas saber sobre la cláusula suelo.

Encuentra la mejor hipoteca con Housfy

¿Qué es la cláusula suelo?

La cláusula suelo básicamente afectó a aquellos que solicitaron una hipoteca de interés variable durante el período de 2001 al 2012. Para entender lo que sucedió con la cláusula suelo, primero tendremos que entender cómo funciona una hipoteca variable.

Tal y como dice la misma palabra las cuotas varían, fluctúan según el mercado ya que el interés está marcado por el Euribor. El problema para el banco, es que depende de cómo se encuentre el Euribor ganará un mayor o menor porcentaje de la cuota, aquí es donde entra la cláusula suelo. Los bancos la estipularon para marcar un mínimo de intereses que el usuario tendría que pagar dentro de las mensualidades, era independiente al Euribor y era una forma de asegurar que la entidad bancaria siempre cobraría una mínimo beneficio.

¿Cómo puedo saber si tengo que reclamar la devolución cláusula suelo?

El primer paso es saber si tienes una hipoteca de interés fijo o variable. Si estás en el primer caso puedes dejar de leer este blog y estar tranquilo. Pero si por el contrario tu hipoteca es de interés variable y se firmó en ese período, lo mejor es que sigas leyendo.

devolución cláusula suelo

Opción 1: ponte las gafas de detective

El gran problema de la cláusula suelo es que no lo dejaban claro en el contrato, así que cuando el hipotecado firmaba no era consiente de la existencia de esta cláusula: ni advertían, ni estaba claro en el contrato. Tendremos que ponernos nuestras gafas de detective y ponernos manos a la obra a buscar un pequeño apartado llamado «Límites de la variabilidad» o «Tipo de interés mínimo», efectivamente es difícil deducir que eso es la cláusula suelo.

Opción 2: ¿tienes intereses fijos en tus cuotas?

Otra forma de ver si eres uno de los afectados es comprobar tus últimos recibos de la hipoteca. Tendrás que fijarte en dos cosas: si la cifra está redondeada, ya que es muy raro que el Euribor y el diferencial den un número redondo y si la cuota mensual se mantiene prácticamente fija durante varios meses. Si te encuentras con alguno de estos casos, pueden empezar a saltarte las alarmas, porque seguramente eres uno de los afectados y te tocará pedir la devolución de la cláusula suelo.

Devolución cláusula suelo: ¿Cómo puedo conseguirlo?

Si efectivamente eres uno de los afectados por la cláusula suelo, puedes reclamar una devolución de la cláusula suelo. En el año 2013, el Tribunal Supremo declaro que la cláusula suelo era nula y que los afectados podrían reclamar todo el dinero que se había cobrado de más en las cuotas. No dudes en contactar con nuestro equipo de expertos hipotecarios para que te ayuden a recuperar la cláusula suelo.

Si te parece interesante, ¡compártelo! 👍