El cambio climático está a la orden del día, hay muchos programas y regulaciones que intentan parar esta situación. Se trata de un problema real que cada día que pasa es más complicado de frenar. Por este motivo, se han empezado a crear normativas como el Nuevo Código Técnico de la Edificación o CTE.

¿Necesitas una hipoteca autopromotor?

El CTE se aprobó el 20 de diciembre de 2019 y se publicó en el BOE el día 27 de ese mismo mes en el Real Decreto 732/2019. El objetivo es que los edificios que se construyan consuman y contaminen muy poco, sobre todo se basa en modelos de construcción como la Passivhaus. Hoy descubriremos más sobre el Nuevo Código Técnico de la Edificación y los nuevos modelos de construcción.

Una situación de emergencia climática

Todos recordamos escenas del confinamiento en que la naturaleza se revoluciono, y con la falta de presencia de personas y la drástica reducción de la contaminación, empezamos a ver fenómenos naturales que algunos nunca habíamos visto: aguas cristalinas, jabalíes en plena ciudad, patos en fuentes de Roma o hasta delfines en pleno puerto de Barcelona.

Todo esto evidenció el gran impacto de la contaminación en la naturaleza y como todo volvió a los mismos niveles de siempre cuando terminó el confinamiento. Es por eso, que normativas como el Nuevo Código Técnico de la Edificación es esencial para los nuevos proyectos de obra nueva.

Claves del nuevo CTE o Código Técnico de la Edificación

¿Cómo afecta a la obra nueva?

Desde la entrada en vigor, el 27 de diciembre, hasta el 27 de junio 2019, la aplicación del nuevo CTE era voluntario. A partir del 27 de junio, todas las licencias que se acepten tendrán que incluir la nueva normativa del CTE. Es decir, que actualmente todos los proyectos que se empiecen a llevar a cabo tendrán que cumplir con las normas básicas del código técnico de edificación.

Esto implica que, existirá un máximo de energía primaria que podrá consumir un edificio en un periodo de un año. En el caso de una obra nueva, el 50% de las energía que se consuma tendrá que proceder de fuentes renovables, en caso de reformas integrales, el 30%. Este gasto energético se controlará a través del diseño, del cuál hablaremos más adelante.

cte

La importancia de un diseño responsable en el nuevo CTE

Uno de los puntos más importantes para una reducción de la contaminación en la construcción de nuevas viviendas, es hacer un diseño que permita tener una casa que prácticamente no consuma energía ni contamine.

Un gran ejemplo de esto, son las Passivhaus, en las que se consume de la misma vivienda. Este proceso se hace a través de:

  • Terreno con el menor impacto medioambiental. Esto significa buscar un espacio en el que se pueda construir sin que prácticamente se tenga que modificar el terreno o altere la zona. Para esto, lo mejor es hacer un estudio geobiológico del terreno.
  • La orientación es clave. Una buena orientación puede permitirte un gran ahorro energético, la orientación sur es perfecta para tener una buena temperatura durante todo el año. Te permitirá aprovechar las horas de sol y, junto a los sistemas internos del inmueble, podrás ahorrar tanto en calefacción como en aire acondicionado.
  • Materiales sostenibles que contaminen menos y, posteriormente, puedan reutilizarse.

Instalaciones para una vivienda sostenible

A parte de los puntos anteriores, también será fundamental las instalaciones del inmueble, esto permitirá una mejor eficiencia energética:

  • Aislamiento térmico. Será fundamental que en el proceso de construcción no haya ningún tipo de filtración de aire o calor por puertas, muros o ventanas. Para ello, podemos usar ventanas con doble cristal y un buen sistema de aislamiento térmico de exteriores o SATE. A través de esta técnica podemos ahorrar entre un 60-90% en energía.
  • Sistema de seguimiento y verificación. Una forma de controlar el consumo de energía es con herramientas de seguimiento, te permitirán medir la temperatura, luz, humedad… Una forma de controlarlo en el día a día es a través de la domótica.
  • Producción de energía renovable. Usar energías renovables en el consumo de la casa es una gran forma de reducir la contaminación, una de ellas es las placas fotovoltaicas. Las instalaciones térmicas como placas solares poco a poco van ganando más terreno y es un elemento a considerar durante la construcción de un inmueble, con el nuevo CTE se empezará a apostar más por este tipo de energías renovables.
  • Sistema de reutilización del agua. Es una gran forma de aprovechar el agua de la lluvia, riego del jardín y agua que consumimos en el día a día. Por ejemplo, reutilizar el agua de la ducha o bañera para el baño o para el riego del jardín.

cte

Un cambio de mentalidad en la construcción

Si desde el primer momento se apuesta por energías renovables y por viviendas sostenibles, el impacto medioambiental en construcción se irá reduciendo. Los inmuebles ya construidos es muy complicado adaptarlos a un modelo completamente sostenible, pero los de obra nueva pueden construirse de cero con todas las técnicas mencionadas anteriormente para consumir menos energía y ahorrarnos mucho dinero en las facturas.

El documento básico de ahorro de energía del nuevo Código Técnico de la Edificación permite implementar todos estos elementos desde el inicio de la construcción y como un punto obligatorio para cualquier nuevo proyecto de obra nueva.

Si estás interesado en hacer una reforma integral de tu inmueble para convertirlo en una vivienda más sostenible, no dudes en ponerte en contacto con nuestro equipo de expertos en reformas

cte

Si te parece interesante, ¡compártelo! 👍