Las casas pasivas no son algo nuevo, ya hace unos cuantos años que están presentes en la arquitectura. Entonces, ¿cuál es la novedad? Pues que ahora estamos más concienciados en cuidar el medioambiente y por eso está resurgiendo como tendencia en este tipo de casas. Ya sea que quieres convertir tu casa en una casa pasiva o construirte una desde cero, en el post de hoy veremos qué son y cómo convertirte en el propietario de una. ¡Empecemos!

Convierte tu vivienda en una casa pasiva

¿Qué son las casas pasivas o Passivhaus?

Antes de todo, vamos a ver de qué hablamos cuando decimos «pasiva» porque evidentemente no es un término literal, sino todas las casas serían así.

Cuando hablamos de una casa pasiva, estamos hablando de una vivienda capaz de funcionar por si sola sin necesidad de usar energía exterior. La clave está en una combinación de arquitectura bioclimática y una gran eficiencia energética, esto permite tener una casa perfectamente sostenible por si misma.

Este tipo de construcciones tal y como las conocemos ahora, aparecieron en los años 70 en Alemania con la casa experimental de Philips, un proyecto financiado por el gobierno con el objetivo de crear una casa usando solamente sistemas pasivos para ahorrar energía.

casa pasiva

Fuente: vivienda saludable

¿Cómo se construyen?

Ahora que ya tenemos más claro el concepto de Passivhaus, podemos pasar al siguiente punto: cómo construir una casa pasiva. Para empezar, saber que para poder construir una casa de este estilo, es necesario toda una serie de estudios tanto de la vivienda como de la zona para poder garantizar que sea una auténtica casa pasiva.

Lectura recomendada:  Descubre la casa Kiko Matamoros por dentro

No es lo mismo construir una casa pasiva en la montaña que en una zona desértica, las condiciones son muy diferentes y hay que tenerlo en cuenta. En una casa en la montaña la construcción se centraría más en protegerla del frío y de los fuertes vientos, aquí entraría también el factor de la orientación de la casa entre otros. Por otro lado, si la zona es desértica, aquí será cuestión de protegerla del sol, las altas temperaturas y el fuerte contraste entre las temperaturas por la noche y el día.

En general, ¿qué deberíamos saber? Vamos a ver los puntos fundamentales en el proceso de construcción de una casa pasiva:

  • Aislamiento térmico, es un punto en el que se hace mucho hincapié durante la construcción. Es muy importante que se haga un buen aislamiento, tanto en las paredes como en las ventanas.
  • Ni calefacción, ni aire acondicionado. Te presentamos al recuperador de calor, una gran forma de aprovechar el calor y convertir las bajas temperaturas exteriores en 18-21 grados para tu acogedora casa.
  • Ni filtraciones de aire ni pérdidas de calor, gracias a su gran aislamiento ya no se generarán puentes térmicos y se mantendrá una temperatura estable dentro de la vivienda.
casa pasiva

Fuente: 20minutos

Las grandes ventajas de una casa pasiva

Las ventajas de construir una Passivhaus son mucho más grandes de lo que podríamos pensar en un primer momento. Y es que ya no es ni una cuestión económica, sino de salud. Así es, una casa pasiva puede ayudarte a mejorar tu salud, vamos a descubrir cuáles son estas miraculosas ventajas:

  • El gran ahorro energético, una gran ventaja tanto para el medio ambiente como para tu bolsillo a final de mes.
  • Una casa sostenible.
  • Mejor salud. Esto tiene una explicación muy sencilla, y es que al haber una menor concentración de CO2 y de COVs ayuda a reducir la fatiga, los dolores de cabeza, irritaciones…Además, gracias al gran aislamiento y a la ausencia de filtraciones de aire, podrás olvidarte de las terribles alergias de polvo y polen, al menos dentro de casa.
  • Rentabilización. Si bien es cierto que construir una casa pasiva de obra nueva es más caro, aproximadamente 1250€/m2, también es cierto que en un periodo de 5-10 años estará más que rentabilizada. Esto se debe al ahorro energético y al bajo coste de mantenimiento que supone la casa.
Lectura recomendada:  4 cosas que no sabías de la casa de Messi

Si la casa pasiva te ha convencido, no dudes en apuntarte a esta tendencia arquitectónica. No te preocupes, no tienes que construirte una casa de cero, siempre puedes hacer una reforma integral y hacer de tu casa una auténtica Passivhaus.

Convierte tu vivienda en una casa pasiva

Recomendamos