Sanción por donación no declarada: ¿qué consecuencias hay?

sancion-por-donacion-no-declarada-que-consecuencias-hay

Donar a alguien, como bien puede ser dar dinero a un hijo para ayudarle a comprar un piso nuevo, puede ser un gesto tan cotidiano que muchas veces uno no repara en su importancia. Pero, aunque no lo creamos, dicha acción tiene repercusiones fiscales. El acto de donar algo (dinero, bienes, perdonar deudas, etc.) a alguien no implica que te libres de declararlo a Hacienda. En el post de hoy te vamos a explicar todo y, sobre todo, haremos hincapié en la sanción por donación no declarada.

Consigue la mejor hipoteca para tiNegociamos tu hipoteca fija o variable entre más de 20 bancos

¿Qué es una donación?

Primero de todo, es importante explicar en qué consiste una donación. Una donación es un contrato en el que el donante transfiere un bien a un donatario, de manera gratuita, y este acepta la transferencia. Como es obvio, el donante reducirá su patrimonio, mientras que el donatario lo aumentará. A pesar de ello, también es cierto que el primero tiene el derecho a reservarse el usufructo de lo donado (ya sea de por vida o durante un tiempo concreto).

Cabe añadir que mucha gente tiene la creencia de que hay una cantidad mínima para declarar una donación, pero no es así. Toda cesión monetaria es una donación, independientemente de la cantidad.

Tipos de donaciones

En esencia, hay 3 tipos de donaciones distintas:

  1. Donación de bienes materiales. Fondos y bienes regulados a través del denominado Impuesto de Sucesiones y Donaciones. El objetivo principal de la donación es, simplemente, llevar a cabo un acto de caridad.
  2. Donación de bienes culturales. Hay organismos y/o instituciones que centran su labor en preservar bienes culturales (museos, bibliotecas, etc.) y, en bastantes ocasiones, reciben donaciones. Un ejemplo de ello es cuando un pintor con prestigio fallece y su familia opta por donar algunas de sus obras a un museo.
  3. Donación de impuestos. El objetivo es donar para reducir tributos o impuestos.

Impuestos por las donaciones

Después de definir el concepto de donación, es necesario ser consciente de que realizar todo ello conlleva unas obligaciones legales.

Cuando haces una donación, la Agencia Tributaria pone los ojos sobre ti, y es que tienes el deber de justificarla a través del Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones. Este impuesto está cedido a cada comunidad autónoma y es por ello por lo que hay diferencias notorias entre las regiones del país. Pero, en definitiva, es obligatorio pagar una serie de impuestos cuando haces una donación.

El único resquicio por el cual puedes librarte de ello es prestar dinero y no donarlo. Con un préstamo no es necesario pagar impuestos e, incluso, puedes firmar el acuerdo sin intereses. Eso sí, por mucho que no tenga intereses, no olvides declararlo igualmente a Hacienda para que no haya malinterpretaciones y no considere que ha sido una donación.

Desde el momento del acto o contrato de donación, se disponen de 30 días para declararlo. Quien recibe la donación (recordemos que es el donatario) es quien debe pagar el impuesto. Declararlo fuera de plazo impone recargos.

Ahora bien, ¿qué ocurre exactamente si no declaramos una donación?

Sanción por donación no declarada

Si no se justifica el hecho de donar dinero, Hacienda lo considera una infracción y lleva a cabo una sanción por donación no declarada. Existen diferentes grados de infracción y la gravedad de la multa variará en función de ello. Los niveles son los siguientes:

  • Infracción leve. Es leve si la base de la sanción no supera los 3.000 € (o los supera pero no existe ocultación). La multa será del 50 % sobre la cantidad no pagada a Hacienda.
    Ejemplo: una persona debía pagar a la Agencia Tributaria 1.000 € después de presentar el Impuesto de Donaciones y no presenta la declaración. En consecuencia, la multa es de 500 € (debido al 50 % mencionado) y, al final tendrá que pagar un total de 1.500 €.
  • Infracción grave. Es grave si la base supera los 3.000 € y existe ocultación o documentación falsa. En ese caso, la multa será del 100 % sobre la cantidad no pagada.
  • Infracción muy grave. Es muy grave cuando se hace uso de medios que son fraudulentos o cuando se dejan de ingresar cantidades retenidos o ingresos a cuenta repercutidos, cuando dichas cantidades sean mayores al 50 % de la base de la sanción. En ese caso, la multa subirá al 150 % sobre la cantidad no pagada.

En caso de declarar la donación fuera de plazo

Si presentas la donación más tarde de los que debías, estos son los recargos que se te aplicarán:

  • 1 % de recargo desde el primer mes de retraso. Se añadirá un 1 % adicional por cada mes hasta el número 12.
  • 15 % de recargo sobre el importe de la declaración y el cobro de intereses de demora a partir del mes 12.

Si has llegado hasta aquí es porque te interesa la temática de donaciones. ¿A lo mejor tienes algún familiar al que le quieres donar cierta cantidad? O, al contrario, ¿vas a recibir una donación? Sea el caso que sea, lo cierto es que es muy común llevar a cabo donaciones para ayudar a familiares, como hemos dicho al inicio, para dar el paso de comprar un inmueble. Si es tu caso y estás buscando vivienda, o ayudando a alguien a ello, desde Housfy tenemos un amplio catálogo de pisos y casas para vivir. Asimismo, te ofrecemos las mejores hipotecas para tu perfil financiero.

Si te parece interesante, ¡compártelo! 👍

Deja una respuesta