Mascotas las hay de todo tipo. Desde un pececillo rojo o un periquito, a una serpiente o una iguana. Eso sí, los perros y los gatos todavía siguen siendo los reyes de la gran mayoría de hogares. Sea como sea, aquellos que tengan una mascota en casa sabrán lo bueno que puede llegar a ser. Además de por la compañía que dan, mascota y salud son dos conceptos que se asocian a la perfección. Como los Simon and Garfunkel del mundo de la medicina. Por eso hoy os contamos como una mascota puede mejorar nuestra salud y hacernos más longevos.

Mascota y salud cardiovascular

Los dueños de mascotas suelen tener menos colesterol y una presión arterial más baja. No lo decimos nosotros, sino un estudio que confirma que, tener una mascota, sobre todo si se trata de un perro, puede reducir el riesgo de sufrir enfermedades del corazón. Podríamos acabarlo aquí y quedarnos tan anchos, pero vamos intentar averiguar por qué mascota y salud cardiovascular son uña y carne.

Mascota y salud

Una de las principales causas de la obesidad y las enfermedades cardiovasculares es el sedentarismo. Con una mascota esto es prácticamente imposible. Si tienes un perro y eres un buen dueño, saldrás por lo menos, tres veces al día. Quieras o no, estos pasos no los harías si no tuvieras mascota.

Mascotas y depresión

Tu mascota es tu fiel escudero. Siempre está cuando se le necesita y siempre ofrece su mejor cara. Sea la cara que sea. Por eso mascota y salud mental suelen ser buenos aliados. Una mascota te ofrece estabilidad, y suele ser un apoyo moral en muchos momentos. Es normal entonces que personas con depresión o enfermedades mentales graves afirmen que su mascota es lo que les ayuda a seguir viviendo.

Mascota y salud: Alergias

No vamos a dar ni un pelo de chance a los haters. Cuando venga el típico que afirme que mascota y salud no son siempre compatibles porque los perros y los gatos dan alergias, respondedle lo siguiente: Varias investigaciones concluyen que estar expuesto a una mascota durante los primeros meses o años de vida, reduce drásticamente los riesgos de tener alergias más adelante. Digamos que tu mascota actúa como una vacuna. Te expone a la alergia de tal forma que tu cuerpo genera los “anticuerpos” y se vuelve inmune. Así que sí, otro tanto para las mascotas. Mascota y salud 1 – 0 Haters.

Reduce el estrés

Es normal que con este ritmo frenético de vida tus niveles de estrés estén por las nubes. Pero esto no es bueno para tu salud. ¿Qué te parecería si te dijéramos que un perro o un gato también reducen el estrés? Pues así es. El ronroneo del gato puede liberar tensiones. También puede liberarlas acariciar a un perro, o notarlo acurrucado a tu lado. Del mismo modo que lo calmas tu a él, él te calma a ti. Mascota y salud, salud y mascota. Quid pro quo.

Mascota y salud

Mascota y salud social

La soledad te afecta. No intentes disimularlo yendo de lobo solitario por la vida. Una buena compañía siempre es grata y tu mascota puede dártela por partida doble. Te acompaña cuando estás solo y es la excusa perfecta para empezar una conversación fácil. Podríamos equiparar un perro con un cigarro en cuanto a agente socializador, pero ha quedado sobradamente claro, que un perro es mucho mejor para tu cuerpo, ¿no? Así que aprovéchalo, tu época de lobo solitario se terminó gracias al mejor amigo del hombre.

Ahora sólo falta agradecérselo todo y brindar por ello. Sírvete una copita, llénale el cuenco de agua a tu mascota y ¡Salud! Eso seguro.

Si te parece interesante, ¡compártelo! 👍